La Virgen entregando el Rosario a Santo Domingo